3 consejos a tener en cuenta si tienes que comprar material de fontanería

Grifo

¿Sabes que muchas reparaciones de fontanería se deben a deterioro de los materiales? Cisternas que pierden agua, (podemos cambiar solo la bomba sin tener que sustituir toda la cisterna). Grifos que gotean, (suele ser problemas de la juntas de estanqueidad) o atascos en tuberías, (por ejemplo en el fregadero o en el baño.).

¿Eres un manitas y reparas tú mismo las averías de fontanería en casa?, o, ¿presides una comunidad de vecinos y a menudo tenéis problemas con bajantes o sumideros? Si es así no te pierdas nuestros consejos.

¿Vas a comprar material de fontanería? 3 consejos que pueden serte útiles

1-No te la juegues con los materiales

Dos productos puede parecer similares, pero su composición  y el control de calidad los diferencia. Material de fontanería puedes encontrar en bazares, ferreterías y tiendas especializadas.

En bazares los precios son baratos, pero a menudo, se rompen fácilmente ya que los materiales de fabricación no son buenos y tampoco tienen control de calidad. En ferreterías y tiendas especializadas en cambio, puedes encontrar suministros de fontanería de calidad.

Ante la duda, busca marcas de reconocido prestigio, como Riuvert, una empresa que lleva 41 años en el mercado. Fabrica productos hidrosanitarios resistentes como el PVC, el PE o el PP.

Los fontaneros profesionales usan material de fontanería de probada calidad con  garantía de fabricación.

Productos certificados por la (UE-EN-1329-1) y la marca AENOR. Otros materiales de fontanería pueden ser muy baratos, pero no te dan garantías, y a menudo,  «lo barato, sale caro».

2 – Antes de escoger, compara precios y prestaciones

Aún los productos más baratos como puede ser una junta de estanqueidad para un grifo, la calidad cuenta. A veces compramos un poco al ‘tuntún’ sin comparar precios y calidades.

Quizás a una junta para un grifo no le demos importancia, pero si se trata de productos de mayor coste sí. Por ejemplo si buscas una depuradora doméstica de oxidación total, apta para viviendas unifamiliares, (y para urbanizaciones, campings etcétera).

3- Si tienes dudas confía en profesionales

¿Se ha estropeado el flotador de la cisterna?, ¿quieres cambiar el grifo del lavabo por uno más moderno? Estos dos ejemplos los puedes solucionar el propio usuario si tiene algo de pericia. Más de uno ha cambiado grifos siguiendo tutoriales de YouTube.

En otros casos, para solucionar la avería debemos confiar en profesionales. Por ejemplo si tu inodoro huele mal, has comprado distintos productos para solucionarlo, y ya no sabes qué hacer. Es posible tengas un problema de desifonamiento.

Existen soluciones como los codos o manguitos de evacuación con válvulas de aireación. Estos materiales los conocen los profesionales, y hay que instalarlos de forma precisa para que ejecuten bien su función.

Un profesional sabe que uno de los problemas habituales que provocan mal olor, es que el codo de evacuación, está mal instalado o no lleva válvula de aireación. A veces las válvulas no se colocan a la distancia recomendada (que suele ser 10 cm), subsanar este defecto puede acabar con el problema.

Un fontanero, puede, revisar la instalación del codo o sustituirlo por otro que tenga las características adecuadas, ¡y adiós a mal olor!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *